Adventure Tours

   Los residentes de San Luis Grande han completado recientemente la construcción de seis nuevas cabañas. Cada una puede acomodar a dos excursionistas. Son rusticas.  Más bien, es una base para aquellos que quieran disfrutar de la naturaleza a primera mano. Situado a unas 120 millas al sur de la ciudad de Rurrenabaque, San Luis Grande está al borde de una lugar verdaderamente prístino de la selva tropical del Amazonas. Se encuentra a las orillas del río Quiquibey y es accesible sólo por barco. El viaje dura unas catorce horas por lo que es normal acampar en la orilla del río durante la noche o dormir en una comunidad a la ida.
     Esta centro turistico de aventura está listo para los visitantes. En la actualidad, los comunarios están planeando rutas de senderismo en el corazón de la Reserva Indígena Pilón Lajas para proporcionar una oportunidad a las mochileros para explorar esta parte prístina del mundo. La Reserva está contigua al famoso Parque Nacional Madidi y es el hogar de cientos de especies de plantas y animales.  Monos, jaguares, anacondas, cóndores, loros y los osos de anteojos en peligro de extinción viven ahi.  Con el tiempo, se ofrecerán excursiones de varios días a lo largo de la selva.  Esto proporcionará oportunidades para ver y estudiar los animales, aves y plantas en su hábitat natural.  Sería maravilloso sentarse al lado de su tienda de campaña al anochecer, escuchando la llamada de los miles de periquitos, al deslizan ce busca de insectos y luego después en plena oscuridad ver un jaguar o el tapir o tal vez incluso ver un oso de anteojos por el rededor. 
     Existe un sendero existente hacía el precioso Lago Azul que se encuentra a medio camino entre el río y la carretera.  Desde el Rio Quiquibey hasta el lago son aproximadamente 5 horas de caminata.   La pesca es excelente allí. Podría ser posible pasar un día o dos en el lago; y caminar a la carretera y tomar un autobús de regreso a Rurrenabaque. Otro sendero que ajendo está considerando es caminar hacía el oeste de San Luis Grande sobre la parte superior de la cresta y una playa en el río Beni desde ahí, el viaje a Rurrenabaque será en barco. Esta caminata es una verdadera aventura que requiere varias semanas. Esta región es prácticamente desconocida para los forasteros.